Consejos que ayudan a quedarse embarazada

Conseguir el embarazo puede llevar meses, para favorecer la concepción, conviene cambiar algunos hábitos

Información proporcionada por Sanitas

Ahora que habéis tomado la decisión de tener un bebé surge la primera duda: ¿cuánto tiempo se tarda en conseguir el embarazo?

Hay parejas que se quedan embarazadas a la primera, pero no es lo habitual. Conseguir un embarazo a veces no es fácil ni rápido, la mayoría de las parejas tarda meses en conseguirlo.

Es normal impacientarse, cuando decidimos tener un bebé, la ilusión es tan grande que lo queremos ya. Pero hay que evitar ponerse nerviosos, porque el estrés puede influir negativamente en la concepción.

No obstante, hay algunos hábitos que podéis adoptar para facilitar el embarazo. Llevar una vida saludable, sin estrés y evitar las prácticas nocivas puede ayudaros a concebir.

El primer paso: visitar al médico

Antes de empezar a buscar el embarazo, conviene visitar al ginecólogo para resolver las primeras dudas y saber si tenéis algún hábito que podría dificultar la concepción o algún trastorno que requiera un cuidado especial durante el embarazo.

El médico valorará el estado de salud de los dos miembros de la pareja (la salud del futuro padre también es muy importante), comprobará si sois portadores de alguna enfermedad hereditaria y si existe algún factor que puede dificultar el embarazo, como, por ejemplo, la obesidad y la diabetes, para poder tratarlos adecuadamente.

Después, con la información en la mano sobre vuestras costumbres y datos médicos, os dará los consejos personalizados para conseguir el embarazo cuanto antes y recetará a la mujer un suplemento de ácido fólico (vitamina B9) que ayuda a prevenir defectos congénitos en el cerebro y la columna vertebral del bebé.

Los días fértiles

Conviene que elaboréis juntos un calendario del ciclo menstrual para calcular qué días son los más fértiles. El ciclo se cuenta desde el día en que empieza la regla hasta que comienza la siguiente. Los días más fértiles son los dos anteriores a la fecha prevista de ovulación y el día en que se produce esta, ya que el espermatozoide vive de 48 a 72 horas y el óvulo un máximo de 24 horas.

En los ciclos menstruales de 28 días, la ovulación suele producirse el día 14 y los días más fértiles están el 12 y el 14. El problema es que el patrón de 28 días no siempre se repite y, además, no todas las mujeres tienen los ciclos regulares.

Cuando los ciclos son irregulares, puede resultar útil usar un test de ovulación (de venta en farmacias), que mide la presencia de una hormona en la orina para detectar los días más fértiles.

¿Qué es Baby Planner?

BBVA Baby Planner te acompaña antes, durante y después de tener a tu bebé

Alimentación saludable

Ahora más que nunca, es importante seguir una dieta sana y equilibrada. Todo lo que comemos repercute en nuestro organismo y también en el del feto. Por ello, desde el momento en que se decide buscar un bebé hay que empezar a cuidarse como si se estuviera esperando ya, porque no se sabe cuándo se va a lograr el embarazo.

Además, es importante evitar el sobrepeso o la extrema delgadez. Estas dos situaciones perjudican las probabilidades del embarazo.

No a los hábitos dañinos

Es el momento de eliminar los hábitos que pueden disminuir la fertilidad y que tienen riesgos para el embarazo, como el tabaco y el alcohol. También conviene reducir el consumo de cafeína. Estas costumbres no son buenas ni para vuestra salud, ni para la del bebé.

Por la misma razón, hay que evitar los ambientes tóxicos, la exposición excesiva a la polución o los pesticidas, que pueden provocar alteraciones en el sistema endocrino y reducir la fertilidad.

Prohibida la automedicación

Tomar medicamentos que no hayan sido prescritos por el médico es un gran riesgo. Algunos pueden reducir la fertilidad y otros aumentar el riesgo aborto. Siempre hay que consultar al médico antes de tomar un fármaco, ahora que estáis pensando crear una nueva vida, más que nunca.

Sí al deporte

El ejercicio regular es bueno para el cuerpo y la mente. Cualquier momento es bueno para empezar. Si no estáis habituados a hacer deporte, podéis comenzar de una manera tranquila, por ejemplo, caminando todos los días. El yoga, el Pilates y la natación son tres opciones muy saludables que además se pueden realizar durante el embarazo (con un instructor experto que sepa adaptar los ejercicios al embarazo, eso sí). Realizar la actividad juntos será muy positivo no solo para vuestro cuerpo, sino también para la pareja.

Desde el momento en que se decide tener un bebé, conviene cuidarse como si ya se estuviera esperando

Fuera estrés

Hay que intentar tomarse la vida con un poco más de tranquilidad, evitar las situaciones de angustia y, si es necesario, practicar alguna técnica que ayude a relajarse. Si el día a día es estresante, conviene bajar el ritmo porque el estrés continuado puede alterar el ciclo menstrual y la producción de espermatozoides.

¿Y si el bebé no viene?

¿Qué hacer si no lográis concebir? Hay muchos los factores que pueden influir. Normalmente el 85% de las parejas consigue su propósito durante el primer año. Si no lo lográis pasado este período, conviene acudir al médico para que valore si es necesario recurrir a técnicas de reproducción asistida.

Cuando la mujer tiene más de 35 años, se recomienda acudir al médico si no se consigue el embarazo en seis meses, pues las reservas ováricas a esta edad son menores.

Seguro Salud BBVA