Gama BBVA reparto

Todo lo que necesitas saber de estos fondos de reparto diseñados para recibir ingresos de forma periódica

La gama BBVA reparto fue ideada para rentabilizar inversiones a largo plazo, al tiempo que se perciben ingresos estables y recurrentes, gracias a unos repartos (de ahí el nombre de esta gama) trimestrales no garantizados.

En el corto plazo los activos financieros experimentan altibajos, aun cuando en el largo plazo su rentabilidad esperada sea interesante. Pero, además, pagan dividendos (caso de los activos de renta variable) o cupones (caso de los bonos y otros activos de renta fija) de los que se puede disponer de forma periódica y desde el comienzo de la inversión.

En definitiva, porque invertir a largo plazo con el objetivo de rentabilizar el dinero no significa tener que sacrificar la recurrencia de un ingreso se ha creado la gama BBVA Reparto.

Se trata de una gama porque no todos somos iguales y nuestra tolerancia al riesgo tampoco lo es. Por ello, contempla opciones que combinan la inversión en distintos activos financieros, tanto de renta fija como de renta variable, para así reducir los riesgos, como BBVA Mi Inversión RF Mixta (la más conservadora) o BBVA Mi Inversión Mixta, y otras para clientes dinámicos que invierten mayoritariamente en bolsa, como BBVA Mi Inversión Bolsa y BBVA Plan Dividendo Europa. Todos los fondos que componen la gama BBVA reparto están gestionados por profesionales con amplia experiencia en la materia. Y además, esta gama se beneficia de las ventajas fiscales de los fondos de inversión.

BBVA Plan Dividendo Europa

Es un fondo de renta variable internacional que invierte al menos el 75% de su cartera en acciones o instrumentos derivados de renta variable, principalmente de mercados de la OCDE. El resto se invierte en activos de renta fija de países europeos o de la OCDE con una calidad crediticia mínima igual a la de España. La cartera de acciones busca, sobre todo, compañías destacadas por su historia de pago de dividendos o por su potencial mejora en la política de retribución a sus accionistas. Su inversión internacional significa que la cartera está diversificada tanto por países como por divisas. Este fondo reparte un dividendo variable mediante el reembolso obligatorio de participaciones dos veces al año (31/01 y 31/07). El horizonte de inversión recomendado de este fondo de la gama reparto es de entre tres y cinco años. Está enfocado a inversores con tolerancia al riesgo alta, ya que tiene una calificación de riesgo de 5 en una escala del 1 al 7.

Buscador de fondos

BBVA Mi Inversión Bolsa

Dentro de la gama de fondos de reparto, BBVA Mi Inversión Bolsa tiene una cartera con más del 75 % destinado a renta variable internacional de alta rentabilidad por dividendos y en distintas monedas. Los partícipes recibirán reembolsos trimestrales obligatorios de participaciones, por un importe bruto del 1,5 % (6 % anual), sobre el valor liquidativo de la participación. Ese reembolso se consigue gracias al cobro de dividendos de las acciones en cartera, además de por lo que se obtiene vendiendo opciones de compra sobre las acciones. El porcentaje de cartera no invertido en acciones tiene renta fija, pública o privada, con una calidad crediticia media o alta. Está en una escala 5 de 7 en cuanto a riesgo, por lo que es una solución adecuada para inversores con alta tolerancia al riesgo.

BBVA Mi Inversión Mixta

Como su propio nombre indica, es un fondo mixto que combina renta fija y renta variable internacional con alta rentabilidad por dividendo.. En concreto, entre el 40% y el 60 % de los activos serán de renta variable, tanto acciones como instrumentos derivados, principalmente procedentes de Europa. El resto se invierte en activos de renta fija con una calidad crediticia igual o superior a la de España. Este fondo podrá invertir en monedas distintas del euro. El inversor recibirá, mediante un reembolso obligatorio de participaciones, un porcentaje del 0,75 % bruto trimestral (3 % anual), que se corresponde a los dividendos y cupones recibidos de los activos financieros en cartera, además de a los ingresos que se logran mediante la venta de derivados. Su calificación de riesgo es media, estando calificado con un 4 sobre un máximo de 7.

BBVA Mi Inversión Renta Fija Mixta

Como parte de la gama de reparto de BBVA, este es el fondo recomendado para los inversores más conservadores, ya que se limita la inversión en activos de renta variable hasta un máximo de 30%. En total, entre un 5 y un 30 % se invertirá en activos de renta variable, principalmente de emisores europeos y con una capitalización media-alta, que destacan por su política de distribución de dividendos. El resto se invierte en activos de renta fija, pública y privada, como letras del Tesoro, bonos, obligaciones o pagarés de empresas, y principalmente de emisores europeos, con una calidad de crédito no inferior a la del Reino de España. El horizonte de inversión recomendado en este caso es de más de tres años y su calificación de riesgo es medio-bajo, estando en la categoría 3 de 7. El cliente recibirá mediante reembolso obligatorio un porcentaje bruto trimestral del 0,375 % (el 1,5 % anual) sobre el valor liquidativo de la participación. Este porcentaje se obtendrá mediante los cupones de la renta fija, los dividendos recibidos de la renta variable y los ingresos procedentes de la inversión en derivados.