¿Qué tasación aproximada tiene mi vivienda?

Te contamos qué factores influyen a la hora de fijar el valor de tasación de tu casa

Tasar una vivienda es el proceso por el cual un profesional homologado por el Banco de España determinada su valor dentro del mercado inmobiliario. ¿Cómo saber el valor real de una vivienda? Son muchos los factores que influyen en el valor de tasación final, y solo un tasador homologado, puede determinar cuál es el valor de la vivienda. Sin embargo, existen ciertos factores que siempre se tienen en cuenta, y gracias a los cuales podemos conocer una tasación aproximada de nuestra vivienda.

En una operación de compra-venta de un inmueble, la tasación es uno de los trámites que nos requerirá la entidad bancaria. Esto es así porque la financiación que ofrece el banco al comprador se fija en función del valor de tasación establecido por el profesional correspondiente. Por tanto, estamos hablando de un proceso obligatorio y decisivo a la hora de empezar cualquier transacción inmobiliaria.

Gastos fijos en la compra de una vivienda

La tasación de la casa es un trámite que podemos también hacer si queremos poner nuestra casa en venta. Puede orientarnos como propietarios acerca del precio que podemos pedir por ella.

A la entidad bancaria le sirve la tasación por dos motivos:

  • Para asegurarse del valor real de la vivienda. Esto le garantiza al banco que, en caso de impago del cliente hipotecado, la deuda se pueda cubrir volviendo a poner el piso a la venta.
  • Para establecer el importe de financiación que concederá a la persona que solicite una hipoteca para comprar esa vivienda. En general, este importe es un 80 % del valor de la tasación, que no del valor de venta. Si se trata de hipotecas de segundas viviendas, el importe suele ser algo inferior. Por ejemplo, si el valor de venta es de 100.000 € y el de tasación de 80.000 €, el 80 % se aplicará a los 80.000 €. Es decir, el banco concederá como máximo una hipoteca por valor máximo de 64.000 €.   
Solicitar hipoteca

Documentos necesarios para realizar la tasación

Es importante conocer todos los documentos que tenemos que aportar, para que le sea más fácil al tasador proceder a la tasación:

  • La escritura de la propiedad.
  • Certificación registral acreditativa de la titularidad y cargas del inmueble, así como su descripción completa, incluidos los derechos reales y sus limitaciones.
  • Nota simple en el registro.
  • Los planos del inmueble.
  • Si se trata de un edificio en proyecto, el proyecto visado por el colegio profesional competente.
  • Si se trata de un edificio en construcción, la fotocopia de la licencia de obras y el proyecto visado por el colegio y el ayuntamiento correspondiente, la licencia de obra y la última certificación de obra ejecutada.
  • En caso de viviendas sujetas a protección pública, cédula de calificación o documento administrativo que acredite el precio máximo en venta o alquiler.
  • En el caso de edificios, documento acreditativo de la expedición del seguro de daños materiales, y en caso de haber sido cedido su uso total o parcialmente, el contrato de arrendamiento o título de ocupación.
  • En caso de ser un terreno edificable sobre el que se quiere construir la vivienda, la cédula o consulta urbanística por escrito y el plano catastral o parcelario, y para las fincas rústicas documentación catastral relevante a su régimen de explotación, al derecho de riego y la de su rendimiento

Una vez que el tasador tenga todos estos documentos en su poder, podrá empezar a hacer la tasación de la vivienda. El Banco de España establece que el encargado final de escoger al tasador sea el propietario de la vivienda o el interesado en solicitar la hipoteca al banco.

El proceso que sigue el tasador:

  • El tasador tiene que visitar e inspeccionar el inmueble. Cualquier tasación que se haga a distancia, por ejemplo mediante una tasación online, no tiene un carácter vinculante sino meramente orientativo.
  • El tasador está obligado a analizar los planos de todas las instancias de la vivienda, tanto privadas como de uso común.
  • En el informe de tasación tiene que comprobarse que la finca registral que se va a tasar es la correcta.
  • El tasador también tiene que comprobar que no existe ninguna irregularidad urbanística que afecte al inmueble que se va a tasar.
  • Por último, al documento de tasación hipotecaria se deben adjuntar seis testigos de tasaciones reales de la misma zona. 

Elementos en los que se suele fijar el tasador

Solo un tasador homologado por el Banco de España puede establecer la tasación de tu casa, sin embargo, conocer los elementos de la vivienda en la que todos ellos se suelen fijar puede ayudarte a la hora de la tasación que hagan de la vivienda:

  • El estado del edificio: a la hora de calcular el valor de la vivienda influye mucho si el edificio en el que se encuentra el objeto está rehabilitado o no, o si ha pasado la inspección técnica.
  • La ubicación de la vivienda: la localización es fundamental a la hora de valorar la casa. En este aspecto, se tiene en cuenta si está en el centro de la ciudad, si en caso de no estarlo tiene buena conexión de transporte público, si es una zona mayoritariamente residencial o más empresarial, si hay bares, tiendas, parques, etc.
  • La superficie de la casa: cuántos metros cuadrados tiene y cuántos de esos son habitables.
  • La orientación: No es lo mismo que un piso esté orientado al norte o al sur. Un piso con muchas horas de luz natural, si está orientado hacia el oeste por ejemplo, tendrá mejor valoración. Además de la orientación, las vistas también tienen un papel importante a la hora de tasar la casa.
  • La distribución de las habitaciones: En una casa los metros no lo son todo, sino que la distribución y organización de las instancias también son fundamentales para la tasación. Un piso muy grande con pasillos muy largos y estrechos, por ejemplo, tendrá menos valor de tasación que uno con los mismos metros habitables pero con una distribución más cómoda.
  • Ascensor en el edificio: la capacidad de acceso y de movilidad para personas con algún tipo de movilidad reducida es un factor a tener en cuenta para aumentar el valor de la casa. 

BBVA Valora

Además de tener todos los factores anteriores en cuenta, si quieres saber el valor aproximado de tu casa, no lo dudes, calcula el valor de tu piso con la aplicación BBVA Valora. Gracias a ella podrás analizar tu vivienda de manera fácil y rápida. Simplemente tendrás que introducir su ubicación, especificando piso y puerta, y BBVA Valora te proporcionará un valor aproximado de la vivienda, que en ningún caso equivale a su valor de tasación o al valor real de una vivienda.